Isabel León: pilar de la obra restauradora

Acceso a Aplicaciones

 
| Contáctenos  |




Isabel León: pilar de la obra restauradora

“He querido junto a ustedes, sus compañeros y amigos, rendirle tributo a la arquitecta Isabel León, de quien estoy profundamente agradecido por su sencillez, su extraordinaria actitud, su ilusión de creer en un proyecto al cual dedicó pensamiento y labor incansables hasta el último momento de su vida”.

Con esas palabras, el Historiador Eusebio Leal despedía a la compañera persistente y justiciera que todos quisiéramos tener al lado en nuestros puestos de trabajo, fallecida en agosto pasado después de una larga enfermedad que combatiera con perseverancia.

Hoy la acompañamos a los jardines del antiguo convento de San Francisco de Asís donde reposa, solo reposa, porque la encomiable labor en defensa del patrimonio en el centro histórico habanero que desempeñara desde el Plan Maestro de la Oficina del Historiador, la mantendrá viva en cada actitud apasionada por la antigua ciudad.

Desde sus responsabilidades de difusora y expositora, fuera y dentro del país, del modelo de gestión de La Habana Vieja, contribuyó a expandir el conocimiento de la obra de rehabilitación integral que lleva a efectos la institución.

Al mismo tiempo formaba parte del ejecutivo de la Sociedad de Arquitectura de la Unión Nacional de Arquitectos e Ingenieros de la Construcción de Cuba (UNAICC) e integraba el grupo de trabajo de Documentación y Conservación de la Arquitectura y el Urbanismo del Movimiento Moderno (DOCOMOMO Cuba), entre otros deberes que amaba cumplir.

Tenía Isabel, además, un don especial para cultivar amistades dentro y fuera del país, como lo descubren estas palabras de otra mujer batalladora de los centros históricos, la ecuatoriana Mónica Moreira expuestas en el homenaje por la directora del Plan Maestro, la arquitecta Patricia Rodríguez: “Estarás seguramente descansando después de haber sembrado mucho y de ver que tus anhelos tienen quien los alimente. Estarás tranquila luego de haberlo dado todo con la mejor energía”.

"A Isabel, por la obra de restauración de la cual todos somos deudores", le dedicó la Camerata Romeu un breve y excelso concierto, "con nuestros mejores sonidos", a decir de Zenaidita Castro.


María Victoria Pardo









Todos los derechos reservados © copyright 1994 - 2018, Plan Maestro
Oficina del Historiador de La Habana